Apuesta joven | Revista independiente de música

Revista de música independiente en:

Más poplacara:

Apuesta joven

El pasado 16 y 17 de Octubre se celebró en la Plaza de las Cañas de Córdoba el festival de jóvenes Dinamomusic 2014, organizado por la Casa de la Juventud. En él participaron seis grupos, dos en la modalidad de cantautor, dos en la de rap y otros dos en la de heavy, ganadores de las anteriores ediciones del festival en 2012 y 2013.

El jueves tocaron Antonio R. López, un cantautor cordobés que nos lleva desde el pasodoble hasta el góspel, Kill Puerco, en la modalidad de Rap y Mörrighan, quienes en 2013 grabaron su EP Hear Our Cry con estilos del folk irlandés y escocés.

El viernes actuaron los otros tres grupos que conformaban el cartel. En primer lugar actuó Álvaro Guerrero. Subió acompañado al escenario de su amigo y profesor Curro Rumbao, quién nos deleitó con el sonido de su guitarra. En los 45 minutos en los que Álvaro estuvo subido al escenario nos hizo sonreír, tatarear los estribillos pegadizos de sus canciones e incluso bromeó con su estado de salud diciendo: «Sexo, drogas y frenadol». Sus temas sonaban frescos y nos transmitían la pasión que el cantautor ponía sobre el escenario, con esas ganas terminaron con una canción extra que el público les pidió entre aplausos.

Arhtema & JBMister fueron los segundos en pisar el escenario, representando a la categoría rap. Estos dos chicos estaban acompañados por tres músicos profesionales, uno de ellos a la trompeta y el piano, otro a la guitarra española y el tercero a la flauta travesera. Además, el Dj Fran Sierra controlaba los platos. El show comenzó de una forma pausada, presentando a los miembros que estaban subidos en lo alto del escenario, pero poco a poco fue tornando a un concierto movido, lleno de letras y mensajes con los que vibrar, haciendo partícipes al público allí presente. Tocaron canciones como Todo encaja, Un héroe cualquiera o Señores underground con la que cerraron el espectáculo e hicieron que todo el público allí presente saltara al ritmo de la canción.

Cerraron la noche Inmemoriam, una banda de rock y metal que desde el comienzo atrajeron a sus seguidores a las orillas del escenario, para acompañarlos durante todo el concierto. El grupo estaba compuesto por seis miembros, el vocalista, dos guitarras, bajo, batería y teclista. Mezclaron los sonidos más tradicionales con otros más modernos del rock y del metal. Desde el comienzo del concierto hasta el final derrocharon energía, interpretando temas  nuevos como No puedo perder.

En sí, este festival demostró que se puede apostar por la música de los más jóvenes, reuniendo a diferentes estilos de música y fusionándolos en dos días llenos de público diferente, que sin prejuicios no solo se quedaron a ver su grupo, sino que disfrutaron empapándose de todos los estilos.

Video: María Barbero

¡Compártelo!