El magnetismo intacto de Cooly G | Revista independiente de música

Revista de música independiente en:

Más poplacara:

El magnetismo intacto de Cooly G

CoolyG.jpg

Sugerentes lineas de sintetizadores, una voz susurrante que pronuncia letras sensuales y ritmos que invitan a bailar en tu habitación. Esos son los ingredientes de la propuesta de Cooly G: electrónica con alma irresistible alineada con la vanguardia británica.

Wait ‘Til Night es el segundo largo de la productora británica para el prestigioso sello Hyperdub, casa de otras propuestas fundamentales para el baile de dormitorio como Burial o Laurel Halo, por citar a aquellas figuras más reconocibles. Tras un primer disco con garra repleto de canciones conseguidas, este segundo trabajo se pierde aun más por caminos mas aferrados al deseo, consiguiendo una atmósfera obsesiva y difícil de penetrar.

Lo hace de una forma mucho mas minimalista que en el primer trabajo, aquí hay menos elementos de enganche fácil. Para acceder a las súplicas de algunas de las canciones hay dejarse convencer por los recursos justos que presenta. Esto supone un cambio, sin duda, pero consigue el mismo propósito que aquel trabajo anterior.

Con algunas joyas incontestables, Cooly G rebusca en melodías sobre una instrumentación que deja atrás posibles causas. Esto funciona como una interpretación del amor obsesivo que relata en las letras, que indudablemente ha de ir acompañado de la soledad de quien lo canta. Es un álbum-súplica, en canciones como Want, por ejemplo. Con algunos temas con un espíritu más pop, como 1st Time, el álbum se mantiene en una línea similar al uno de los discos principales de 2014, el debut de FKA twigs, similar en su temática y paleta sonora, aunque este estamos ante un disco más oscuro y cerrado que el de la superestrella de Two Weeks.

¡Compártelo!