El dramático y oscuro postpunk electrónico de Das Flüff | Revista independiente de música

Revista de música independiente en:

Más poplacara:

El dramático y oscuro postpunk electrónico de Das Flüff

Para quien no la conozca, Das Flüff es una banda de postpunk electrónico ubicada entre Berlín y Londres que acaba de publicar su último LP: Anxiety Dreams. Al reciente estreno del single Millennial, un tema potentísimo que apunta a la generación de nativos digitales, ya le había precedido el de los singles Obey y Ringmaster. Anxiety Dreams es el cuarto disco de la banda tras su debut Would You Die for Me en 2011, Meditation and Violence (2013) y Flower with Knife (2016).

Das Flüff está formada por la atrayente vocalista, compositora, productora y guitarrista Dawn Lintern, el maestro de la electrónica y los efectos visuales Christian Ruland y el guitarrista principal, Joe Dochtermann. Sus influencias van del postpunk al gótico electrónico, con huellas de Bauhaus, Nine Inch Nails, Siouxsie and the Banshees y David Bowie. Con un gran sentido del espectáculo y una puesta en escena dramática, los directos de Das Flüff son particularmente deleitosos, lo cual les ha valido el reconocimiento internacional.

dasFluff_body.jpg

Anxiety Dreams es una impactante combinación de oscuridad, emotividad, vivacidad y teatralidad. La multitud de matices de la voz de Dawn Lintern abarca un sinfín de tonalidades a lo Siouxie Sioux, dejando entrever la sensible personalidad de esta artista, que expresa descaradamente la rabia que siente ante la sociedad actual.

Millennial es el ejemplo más convincente de postpunk electrónico, de ritmo intenso y letras contra la vacuidad humana. El hipnótico tema Anxiety Dreams es un cautivador recital que va abriéndose paso hasta la oscuridad atronadora de Bleed Me Dry. Íntimo y seductor, Ringmaster asoma a un entorno más suave y melódico, sus capas de sonido complementadas por las hábiles modulaciones de la voz de Dawn. Animal emerge entonces como un retrato orwelliano del mundo, seguido del vodevil Freaks. En una representación oscura y catastrófica del mundo, Obey habla de personas-robot rodeadas de guerras y conflictos, contrastando completamente con The Cure, que, alegre y elegante, introduce unas guitarras gloriosas y una voz aterciopelada: la “cura” para el escenario de destrucción presentado antes. En este cauce de optimismo sigue Rise, solo para volver a la sumisión con el apocalíptico Supervolcano, un tema oscuro e hipnotizador que deja el regusto de una obra muy creativa, compleja y variada con aroma a Das Flüff.

¡Compártelo!